Tendencia

RESOLUCIONES PARA EL 2019: 5 EXPERTAS EN MODA COMPARTEN ALGUNAS METAS DE ESTILO A DESARROLLAR DURANTE EL AÑO

Enfoque
Escrito por Enfoque

Con la llegada del Año Nuevo, las personas comienzan a plantear una serie de propósitos para concretarlos durante los próximos 365 días. En ese sentido, mejorar el estado de salud e imagen suelen destacarse entre las metas más frecuentes; y esta última se debe, entre otras razones, a que muchas mujeres han identificado los aspectos que les gustaría perfeccionar en aras de generar una proyección acorde a lo que se encuentra en boga, o por el deseo de aprovechar más las prendas contenidas en el guardarropa: “Así como empezamos la anualidad con distintos objetivos personales o profesionales, también es bueno actualizar nuestra apariencia, teniendo en cuenta predicciones acordes con nuestro estilo, que nos ayuden a trabajar siempre en una mejor versión de nosotras mismas”, sostiene Amalín Pedrozo, diseñadora de modas y APR Fashion Business coach.

Siendo una temática tan amplia, supone cierto grado de dificultad al momento de determinar las metas que se desean concretar en beneficio propio. Por tal motivo, Melissa Zuleta, periodista, co-autora del blog ‘Moda 2.0’ y aspirante a Maestría en Estudios de Moda en Parsons Paris, sugiere: “Discernir entre nuestra voz y la de los demás, en cuanto a lo que nos queda bien o no. Muchas veces consideramos que algo no luce adecuadamente porque hemos asimilado alguna ‘regla’, en vez de escucharnos y decidir sin presiones externas qué cosas creemos brindan una imagen favorable”. Del mismo modo, la experta destaca que estas responden a los objetivos establecidos por los individuos, pues “es una expresión muy personal y así deben ser nuestras resoluciones para el 2019”, explica. Teniendo en cuenta lo anterior, Enfoque Caribe ha invitado a 5 expertas en la materia, quienes compartirán a continuación las proyecciones de estilo que cualquier fémina debería probar durante el año.

POWER SUIT COMO PRENDA INFALTABLE. Para Mónica Escobar, blogger creadora del portal ‘Kymoni…tras los pasos de la moda’, al momento de trazar un propósito en este ámbito deben tenerse en cuenta “aspectos tan importantes como el bienestar físico y emocional, quererse renovar, ser más productivo y la manera en que aporto con ello al cuidado del ambiente”. Por tal motivo, sugiere entre las resoluciones a emprender durante este año: “Poseer en el armario un power suit como prenda infaltable, puede ser vintage o algo de segunda mano, pues será el conjunto que servirá para el día o la noche, incluso podría combinarse con los tendenciales sneakers”. Finalmente, en aras de cumplir esta meta o cualquier otra, considera relevante tener claro los objetivos realmente deseados, ya que “nuestro chip se programa y eres lo que vistes o consumes. Recomiendo mucha fuerza de voluntad y hacer una lista detallada, recordando que no es cantidad, sino calidad”, puntualiza Escobar.


ATREVERSE A EXPERIMENTAR.“Muchas personas se privan de intentar cosas nuevas en términos de moda por temor a fallar, hacer el ridículo o sencillamente verse mal. Un nuevo año otorga la oportunidad de replantear muchos aspectos cotidianos y uno de esos es la forma en que abordamos nuestro estilo. En mi opinión, experimentar traerá todo un redescubrimiento del propio gusto y personalidad”, sostiene Melissa Zuleta, co-autora del blog ‘Moda 2.0’. En el proceso de aplicación, la experta sugiere priorizar la fidelidad y honestidad consigo mismo, puesto que solo ello permitirá admitir de manera sincera hasta dónde está dispuesto a cambiar: “Salir de la zona de confort puede ser muy gratificante, pero no tiene sentido llevarlo hasta un punto que vaya en contra de nuestros ‘principios de estilo’, por así decirlo; es decir, forzarnos tanto a erradicar los hábitos que terminemos usando algo que realmente no está acorde con los gustos personales”, concluye.


USAR AQUELLO QUE FAVOREZCA. Andrea Botero, experta en asesoría de imagen y creadora de la empresa Estilando, expone: “Nuestra resolución es y será siempre usar lo que realmente nos favorezca en cuanto a líneas, formas, volúmenes y colores; es decir, prendas ajustadas de la mejor manera a la silueta y armonía”. En ese sentido, teniendo en cuenta la popular frase de Coco Chanel: “La belleza comienza en el instante en que decides ser tú misma”, Botero invita a reconocer el cuerpo, mirándose al espejo y examinando las proporciones; con base en ello, probar piezas amoldadas a las características individuales. La importancia de esta meta radica en que “somos vistos antes de ser escuchados. La imagen no es solo aquello que llevamos puesto, por eso, debemos entenderla como un conjunto de aspectos que proyectamos: el físico, vestuario, comportamiento y actitud”. Finalmente, la propietaria de Estilando aconseja cuidar de la apariencia, diferenciándose de los demás y generando recordación.


REALIZAR COMPRAS INTELIGENTES.Esta es una de las industrias en el mundo que generan más contaminación y esto se debe a que “el Fast Fashion —moda rápida— aumentó aceleradamente la producción de vestimentas desechables; en lugar de tener las tradicionales 4 colecciones anuales, ahora hay una nueva cada semana en las tiendas, haciendo que sobreabunden las prendas, pierdan vigencia rápidamente y sean reemplazadas”, comenta Lynda Osorio, consultora de imagen y personal shopper en www.lyndaosorio.com. Por tal motivo, Osorio sugiere hacer compras inteligentes, siendo esta una apuesta de las nuevas generaciones que están impulsando formas de consumo responsable. Lo anterior, es posible adquiriendo solamente aquello que es necesario, indumentarias de buena calidad, versátiles —que combinen por lo menos con tres piezas del armario— y ajustadas al presupuesto, indica. De igual manera, la experta invita a no caer en las tentaciones por promociones y evitar convertirse en un esclavo de la industria.


ANIMARSE A SER LIBRE. Para Camila Villamil, comunicadora social y periodista, no existen reglas en este mundo: “Escojan lo que se quieran colocar, en el momento en que así se desee, pues los estereotipos que durante muchos años nos marcaron en cuanto al cuerpo femenino y la manera de vestirnos han acabado”, explica. Para ello, sugiere plantearse las siguientes preguntas: “¿Qué me gusta?, ¿con qué me identifico?, ¿qué me funciona de acuerdo a las actividades que desarrollo en un día?”; asimismo, tener en cuenta otras recomendaciones como el contexto, clima y la edad. Entre las principales limitaciones para esta resolución destaca las redes sociales, debido a que están influyendo en el comportamiento del ser humano: “Yo puedo levantarme pensando en qué me voy a poner, pero si al tomar mi celular veo una imagen que me agrada o todo lo contrario, eso empieza a influir en algunas de mis conductas e incluso gustos”, comenta.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.