Entrevistas

MARÍA EUGENIA GARCÍA CREA UN NUEVO MUNDO A TRAVÉS DE JOY KIDS

Enfoque
Escrito por Enfoque

Para la barranquillera María Eugenia García, las manualidades representan parte importante de la cotidianidad, permeando el trabajo, tiempo en familia y hobbies. Es la menor de tres hermanas, quienes junto a sus padres —Carlos y Nohora— fueron criadas en la mina el Cerrejón, ubicada en La Guajira; la experiencia de crecer en este ambiente solo le ha dejado recuerdos invaluables que aún rememora cuando desea inspirarse y crear algo diferente. Al culminar la época escolar, decidió trasladarse a Medellín, donde estudió dos años; posteriormente, recibió el título de diseñadora de modas en la Universidad Autónoma del Caribe en Barranquilla; después, laboró en una empresa de uniformes de dotación administrativa, localizada en la capital del país. Pasado un año, volvió a su ciudad: “Siempre fui emprendedora, antes de trabajar en Bogotá tuve repostería y atendía pedidos de costura a mis amigos; emplearme no era lo mío y desde que tomé la decisión consciente no he mirado hacia atrás”, declara García, lo cual fue el comienzo de la organización JOY kids. 

María Eugenia decidió centrar su emprendimiento en el vestuario infantil, pues le permite “dejar volar la imaginación, sin regirse tanto por el ambiente comercial serio de los adultos; facilitándole jugar con colores, estampados y texturas divertidas”. En ese sentido, JOY kids está enfocado en despertar la creatividad y curiosidad de los usuarios, ofreciendo camisetas aptas para colorear, las cuales incluyen marcadores 100% lavables; además de portar  impresiones de animales y plantas propias de Colombia. Otro aspecto primordial lo constituye el logo: SuperOops —superhéroe—, guiado por valores y la consigna: ‘Equivocarse está bien, porque es cuando más aprendemos qué es lo correcto también’. La empresa nació en 2015, con un local que solo funcionó durante cinco meses; sin embargo, esto no desanimó a la creadora, logrando a través del e-commerce mantener las ventas; igualmente, al pasar los años, las colecciones han aumentado la producción de 100 hasta 700 unidades.

ENFOQUE LIFESTYLE: ¿CUÁL FUE SU PRINCIPAL INSPIRACIÓN AL MOMENTO DE IDEAR LA PROPUESTA DE CAMISETAS PARA DIBUJAR?

MARÍA EUGENIA GARCÍA: La idea era crear una herramienta lúdica para niños que fuera divertida, es así como empezamos a cuestionarnos qué podría ofrecerse, buscando combatir la carencia de objetos o actividades en el mercado, diseñados con el fin de desarrollar estímulos físicos y creativos en pequeños, junto a los adultos. Me inspiré mucho en mi infancia, recuerdo cuando tuve un oso que se podía colorear, estaba entre mis juguetes favoritos, porque me la pasaba dibujando todo el tiempo.  

E.L.: ¿POR QUÉ DECIDIÓ BASAR SU EMPRESA EN LA BÚSQUEDA DE LOS VÍNCULOS AFECTIVOS ENTRE PADRES E HIJOS, EL DESARROLLO DE LA MOTRICIDAD Y ACTIVIDADES LÚDICAS?

M.E.G.: Mi mamá siempre ha sido muy creativa, incentivándonos constantemente a pintar; lo cual fortaleció nuestra relación en la adultez, pues ahora nos reunimos a tejer croché, hacer macramé y tomar vino, este plan es delicioso. Le recomiendo a todos pasar mayor cantidad de tiempo con las personas que aman, soltando los celulares, simplemente conversar y aprender; esos intangibles son lo más valioso de la empresa, motivándonos a seguir basándonos en ellos para la creación de los productos.

E.L.: ¿CÓMO ESTA ACTIVIDAD PUEDE MEJORAR EL DESARROLLO INTEGRAL DE LOS MENORES?

M.E.G.: El hecho de colorear, tomar un marcador o lápiz, desarrolla en el usuario habilidades de motricidad fina, genera fuerza en los músculos de la mano, trabajando el pulso y precisión. Asimismo, es una actividad que requiere concentración y decidir cómo combinar colores, fortalece la autoestima e independencia. Definitivamente, esa relación entre adultos y niños en torno a la creatividad es invaluable.

E.L.: ¿QUÉ IDEAS DIFERENTES Y NOVEDOSAS DESEA IMPLEMENTAR EN SU EMPRESA? 

M.E.G.: Estamos aplicando a nuestra empresa el nuevo proyecto ECO-branding, relacionado con los empaques; es decir, todo objeto que componga la entrega del producto a su cliente debe cumplir una o varias funciones, alargando los ciclos de vida en los recursos invertidos. Igualmente, la reutilización de residuos textiles para construir detalles decorativos sobre las envolturas de regalo, siendo un servicio que se ha popularizado mayormente durante cumpleaños y Navidad.

E.L.: A PARTIR DE SUS PRODUCTOS, ¿DE QUÉ FORMA LOGRA INCENTIVAR EL CUIDADO DEL PLANETA EN NIÑOS Y ADULTOS?

M.E.G.: Nuestro propósito no es informar, ni educar sobre el medio ambiente, esa tarea queremos dejársela al usuario; por ello, nos limitamos a iniciar la conversación, generando vivencias divertidas sin tanta eco-ansiedad —angustia generada al hablar del apocalipsis ambiental—. La experiencia se centra en la creatividad, deseamos destacar la recursividad de SuperOops en sus aventuras, pues pensamos que es mejor intentar crear formas de pensar, en lugar de mandar a seguir doctrinas.

E.L.: DESDE EL PUNTO DE VISTA EMPRESARIAL, ¿CÓMO PRETENDE CREAR UN SISTEMA SOSTENIBLE AMBIENTALMENTE?

M.E.G.: La experiencia del producto busca acercar a los clientes hacia una economía circular, a través de la materia prima y procesos productivos locales; igualmente, las etiquetas se fabrican con papel ecológico a base de caña de azúcar, suministrada por proveedores nacionales; mientras que los empaques son totalmente reutilizables y prácticos para guardar útiles escolares. Por otro lado, a final de año, siempre recogemos la ropa que les quede pequeña, teniendo como objetivo donarla y a cambio, brindamos descuentos redimibles en próximas compras.

Durante los últimos años, JOY kids participó en diferentes eventos de entidades privadas o públicas, entre ellas: ‘Pequeña empresa gran potencial’ de AmCham —Cámara de Comercio Colombo Americana—, Gobernación del Atlántico y el gobierno de Estados Unidos, donde hizo parte de la muestra comercial ‘The showcase’. Además, fue invitado especial de Colombiamoda 2019, gracias a la iniciativa ‘Colombia transforma moda’, obteniendo así, una capacitación de Inexmoda; asimismo, concursó en ‘Alianzas para innovación’, desarrollada por Inventta, Colciencias, Confecámaras y el gobierno colombiano, quedando como finalista con el proyecto ECO-branding, en proceso de implementación. Posteriormente, la emprendedora desea crear cajas de suscripción, dentro de las cuales podrá recibir actividades manuales que variarán cada mes; igualmente, posee planes de exportar, facilitándole llevar el mensaje ambiental y creativo a otros países. Por su compromiso ecológico, imaginación y fraternidad, María Eugenia García estuvo en la sección ‘Entrevista’ de La Revista Enfoque. 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.